sábado, 18 de octubre de 2014

Repaso de texto: Sin comparación

1.- Enuncia el tema de este texto (1 punto): utiliza un SN, cuyo núcleo sea un sustantivo abstracto, con tantos CN como sea necesario para acotar la intención del autor.
caso de ébola en E.E.U.U.  sin comparación con España
2.- Haz un resumen del texto (2 puntos): escribe un único párrafo de entre cinco y ocho líneas que muestre de forma breve pero completa lo que dice el autor del texto. Debe estar redactado en 3ª persona y no utilizar frases textuales.
El autor a lo que se quiere referir es que son dos países con el mismo problema de enfermedad y que en ellos se van a tomar precauciones con las formas de manipular los trajes y pedir ayuda a otros países. Pero lo que es totalmente diferente es que en un país en menos de un día se solucionan todos lo problemas que en España tardan como 8 días en hacerlo, tratando a los enfermos en E.E.U.U. como héroes y en España no y tener las responsabilidades clarísimas en un país  y en el otro ser todo un caos y que nadie quiera hacerse cargo de la situación.
3.- Determina la estructura del texto (2 puntos): señala las partes en que puede dividirse el texto en función de su contenido.
Introducción: en dos países se trata de forma distinta dos casos de ébola.
Tesis: nos dice las precaucione sy todas las cosas que se van a hacer para prevenir esta enfermedad.
Conclusión: nos explica en ambos países lo que se hace en el caso de esa enfermedad.

Sin comparación
Que en Estados Unidos se haya producido un caso de contagio de ébola entre el personal sanitario y que la confianza en el sistema de salud norteamericano se haya visto afectada por ello no debe servir para que el Gobierno eluda sus responsabilidades por la muy mala gestión de la crisis en España. En todo caso debe servir para que las autoridades de ambos países y también la OMS revisen a fondo los protocolos que se seguían hasta ahora. El comité científico nombrado por el Consejo de Ministros ha anunciado que se pondrá en contacto con el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Atlanta (CDC) para intercambiar información. Es una buena señal e indica que la rectificación emprendida por el presidente Rajoy el viernes comienza a dar sus frutos. La situación parece ahora mucho más controlada y la atribución de la portavocía del equipo a profesionales ponderados y con credibilidad está propiciando un cambio en la percepción pública.
Mientras, cada día que pasa sin que se produzcan síntomas de la enfermedad en las 15 personas en observación hace crecer la esperanza de que el episodio quede reducido a un solo contagio. Cualquiera que sea el desenlace, la crisis debe servir para sacar lecciones que nos permitan afrontar con garantías posibles nuevos episodios. El ébola está lejos de estar bajo control en África —amenaza con causar allí “Estados fallidos”, advirtió ayer la OMS— y la posibilidad de que el virus viaje a cualquier lugar sigue siendo alta. De ahí la importancia de revisar los errores cometidos. Un contagio accidental siempre es posible, pero conviene comparar las reacciones entre Estados Unidos y España: a los 90 minutos de haber comunicado que tenía décimas de fiebre, la persona contagiada en Texas, cuya identidad se ha preservado, estaba ya en régimen de aislamiento; antes de que se confirmara con una segunda prueba el diagnóstico, las autoridades tenían bajo observación a los posibles contactos. En unas horas se había desinfectado el coche y la vivienda, y las autoridades informaban in situ a los vecinos.
En Madrid pasaron seis días desde que la auxiliar infectada refirió los primeros síntomas hasta que fue ingresada y aislada, lo que propició un alto número de contactos de riesgo, incluido el personal sanitario que la atendió en el hospital de Alcorcón. Mientras en EE UU ha habido siempre un portavoz solvente, y el propio Obama se ponía al frente de la crisis, aquí se producía una situación de descontrol y confusión que en lugar de tranquilizar, incrementaba la alarma. En ningún momento la ministra de Sanidad estuvo a la altura del reto; y el consejero de Sanidad de Madrid demostró además una insensibilidad intolerable. Mientras en EE UU se arropaba a la persona infectada, refiriéndose a ella como héroe, aquí ocurría todo lo contrario. Lejos de valorar el sacrificio de la auxiliar —que se había ofrecido voluntaria para cuidar a un enfermo de alto riesgo— el consejero intentó culpabilizarla. Cada día que pasa resulta más insólito que estos dos responsables permanezcan aún en sus puestos.
Editorial de El País, 14 de octubre de 2014 (enlace)

4.- Elabora un comentario crítico del texto (5 puntos): se trata de un texto argumentativo de entre 15 y 25 líneas en el que muestres tu opinión sobre el contenido que desarrolla el autor en su texto. Debes argumentar tus juicios de valor y atenerte a la estructura de este tipo de textos: Introducción-Cuerpo argumentativo-Conclusión.

Considero que en este texto, se plantea la situación que se vive tanto en España como en E.E.U.U. ante el ébola. Consideramos que la situación es crítica por la facilidad de contagio, pero no olvidemos que hablamos de países desarrollados con medios suficientes para atacar. Sin embargo es mucho más grave la situación en los países africanos, donde no hay forma de terminar con el ébola y cada vez son más las personas que mueren por esta enfermedad.
Sería una solución, sin olvidar el acabar con ella en los países desarrollados que la sufren, atacar el problema en el centro  de la enfermedad, pues nadie puede asegurar que no suceda otro caso por traer personas enfermas para intentar curarlas. Si se ataca en el lugar de origen, puede que poco a poco se pueda controlar, aunque para ello haya que llevar materiales y personal suficiente para ello y no permitir que nadie viaje mientras se soluciona el problema.

En definitiva, hay que acabar con el ébola, pues está costando la vida de muchas personas, entre ellas quienes por su humanidad se contagiaron al querer ayudar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario